Billetes de 100 en cuenta regresiva

bolivares-630x378-1

Por: Juan Carlos Valdez G.

El presidente Nicolás Maduro anunció la salida de circulación de los billetes de cien bolívares y dio un margen de tiempo de setenta y dos horas para que los billetes que estén en circulación sean depositados en los bancos del Estado.

Visto así, pudiera generar cierto nerviosismo en la población, ya que solo se dispondrá de tres días para depositar los billetes de cien en circulación en la banca pública. En conversaciones con un amigo que labora en la Superintendencia de Bancos, me decía que se realizó un cálculo ponderado acerca de la disponibilidad de billetes de cien per cápita, más el tiempo de respuesta de las taquillas y de los cajeros multiservicios; y establecieron que esos tres días son suficientes para que la banca pública, trabajando a su máxima capacidad, pueda absorber todo el circulante de billetes de cien.

En lo particular me parece que esta medida le va a dar un duro golpe a las mafias que comercializan con el billete venezolano. Recordemos que con la depreciación del bolívar que realizan los cambistas en la frontera colombo-venezolana, el poder adquisitivo del colombiano se multiplica por seis (al menos) cuando entra a Venezuela luego de cambiar sus pesos por bolívares, que compran a los cambistas. Aunado a eso, están los contrabandistas que sustraen los productos venezolanos para llevarlos a Colombia, quienes también realizan su actividad, gracias a la depreciación que hacen en la frontera contra el Bolívar. Recordemos también que el contrabando de extracción, al igual que casi cualquier actividad delictiva, se transa en efectivo, para lo cual requieren enormes cantidades de billetes venezolanos; principalmente de cien, para su mejor manejo, en el entendido de que ocupan menos espacio que los billetes de baja denominación. La demanda de nuestra moneda, en la frontera, era de tal magnitud, que pagaban nuestros billetes por un monto mayor al de su valor nominal. Se estima que aún se encuentran acaparados, en la ciudad de Cúcuta, unos tres mil millones de billetes de cien bolívares. Con esos billetes estaban, literalmente, comprando nuestro país. Era, sin dudas, como lo dijéramos en su momento, un asunto de seguridad de Estado.

Con la medida anunciada por el Presidente, los paramilitares y narcotraficantes que dominan el mercado cambiario fronterizo se quedaron, como decimos los venezolanos: sin plata y sin amigos; porque la medida, además, saca del juego a la banca privada que podría legitimarle esa cantidad de billetes, en segundos; que dicho sea de paso, eran esos amigos de la banca privada los que estaban suministrándole ingentes cantidades de billetes a los delincuentes cambiarios de la frontera. El gobierno nacional reforzó la medida con la prohibición del paso por cualquier vía, del vecino país, en el transcurso de las 72 horas de marras.

A pesar de que esta medida asesta un golpe muy duro a los cambistas y contrabandistas en la frontera, consideramos que no es suficiente, ya que una vez que se regularice la emisión de los nuevos billetes comenzará nuevamente la escalada de compra de bolívares en la frontera con su previa depreciación; solo que ahora la tendrán más cómoda con los billetes de alta denominación. Sin embargo, esto también podemos evitarlo, y finalmente dejar a todos esos bandidos agarrados de la brocha, con la desautorización al Banco de la República de Colombia respecto a la cotización del Bolívar. Si el Banco de la República no puede cotizar el bolívar, ningún otro operador cambiario podría hacerlo legalmente en Colombia, por lo que no podrían publicar ningún valor de nuestra moneda en ese país. Al ser ilegal la cotización del bolívar en Colombia, podemos exigirle al gobierno colombiano que impida cualquier transacción que se haga con nuestra moneda, y ellos no podrían negarse, y de no hacer nada, quedarían en evidencia ante la comunidad internacional, si no de su complicidad, por lo menos de su negligencia. El problema es que mientras no los desautoricemos para cotizar nuestra moneda lo que hacen en la frontera es legal, y no podemos reclamar nada. Como corolario de esto, Dólar Today también recibiría su tajada, ya que se eliminaría el divisor de la operación aritmética que utiliza para el “cálculo” del dólar Cúcuta.

Existe una solución complementaria para lo de los billetes, y es implementar un sistema de pago para el menudeo (que es lo que básicamente se paga con dinero físico), a través de los teléfonos celulares. Ese sistema ya existe en muchos países y consiste en pagar a través de mensajes SMS; lo que significa que no tiene que ser un celular necesariamente inteligente. Funciona con cualquier equipo celular. El sistema es similar a como funciona la recarga electrónica de saldo a los celulares; incluso hay algunas operadoras de telefonía celular que implementaron un mecanismo para que un particular le transfiriera parte de su saldo del celular a otro celular. Así funciona el pago por celulares, solo que se transfieren saldo de una cuenta a otra. Y se podría manejar hasta por un monto determinado diariamente. Con este sistema se puede pagar desde el buhonero, hasta el autobús. Es una forma de ir reduciendo el uso del dinero físico, que es el que se usa para todo acto delictivo.

7 Comentarios en Billetes de 100 en cuenta regresiva

  1. Viva la República Bolivariana de Venezuela, y viva mi Presidente Nicolás Maduros Moros, muy inteligente, el que supuestamente como dice la oposición vende patria !solo es un simple autobusero!, y los dejo sin plata y sin amigos, y ahora deben por seguridad de Estado, poner contra la pared el Gobierno de Colombia. Y mi punto de vista no hay que tener ningún tipo de contemplación ni piedad, porque ellos no han tenido con Venezuela, ni con su noble pueblo, más nada, Viva Chavez!

  2. Bueno, camarada Juan Carlos: ya el Ejecutivo Nacional reconoció que sólo la banca pública no se daría abasto, y autorizó a la banca privada para el canje; pero al contrario de tu amigo de la Sudeban, opino con el poquito de experiencia de 43 años en el sector financiero y bancario público y privado, incluido el BCV, y mi formación y experiencia de análisis de sistemas y reingenieria de procesos, que aun así es posible que no se puedan procesar todas las operaciones, teniendo en cuenta que actores económicos personas naturales con efectivo somos más de 15 millones, y suponiendo que uno de cada dos le pueda dar su parte a un familiar; estamos hablando de 7 y medio millones de operaciones en tres días, en el entendido de que nadie va a llevar plata de otro, por el riesgo y por los controles que deben existir, incluso con captahuella, para impedir el uso de “mulas”por parte de los delincuentes. Estamos hablando de 2,5 millones de transacciones por día, sólo de canje de efectivo, sin contar las otras operaciones bancarias, que en Diciembre aumentan, como es sabido. Entonces, 2,5 millones por día, entre 3.500 agencias bancarias operativas (todas, con las privadas) nos dan un poco más de 800 operaciones promedio por agencia, y contando como máximo con un promedio de dos cajer@s dedicad@s sólo al canje, tendríamos ajustadamente una operación por minuto. Por ello, he sugerido un prerregistro en una aplicación informática de tod@s l@s personas que deban canjear efectivo, con todos su datos y la suma a canjear; y se le den citas, tipo las citas del SAIME para los pasaportes, para la agencia bancaria que ell@s soliciten, y así, SIN PROLONGAR EL LAPSO DE TRES DÍAS PARA LA DESMONETIZACIÓN, lo cual favorecería a los delincuentes; se les podría reservar un lapso mayor para la operación prerregistrada, en el entendido de que ya sus billetes NO tendrán curso legal ni poder liberatorio y nadie los aceptará. Cabe agregar que los 10 días ante el BCV son casi simbólicos porque el BCV sólo tiene una oficina en Caracas y otra en Maracaibo.

  3. Bueno, la propuesta de Jose G. Piña es pertinente y bien explicada, toda profesionalidad, pero resulta que yà hoy 04 dic 2do dia de la actividad, por ej en Montalban Ccs, ha estado todo tranquilo la gente haciendo sus operaciones y sin grandes colas. Ayer martes pude observar que la banca aquì trabajò horario normal 3.30pm. Suponia yò que como Asoc. Bancaria està en el proceso, autorizarìa horario especial, y nò fue asì…entonces el proceso và bien y el BCV todavìa tiene muchas alternativas. Un gobierno serio no puede estar dando tanta prerrogativa a tamaña ofensa al pais

  4. La gasolina en la frontera debe venderse en pesos y aún precio que le convenga al país sin dejar de ser llamativo para el consumidor colombiano , cuando todo vehículo salga del país debe obligarse a llenar el tanque ,de esa forma implícita estamos vendiendo lo que se nos facilita vender,obtenemos una masa monetaria en pesos que el estado puede aprovechar para comprar en ese país las materias primas que mas nos faltan y así evitar tanta presión al Bolívar.

Deja un comentario

Tu email no será publicado.


*