Paro “cívico” en Venezuela. Segunda edición

titulares2dic20031386011614

Por Pasqualina Curcio

26 de julio de 2017

“¿Suministraron los Estados unidos secretamente apoyo a la huelga de camioneros u otros huelguistas durante 1971-73? Está claro que los huelguistas en contra del gobierno estuvieron activamente apoyados por varios grupos del sector privado, los cuales recibían fondos de la CIA.”

Informe de la Comisión del Senado de los EEUU designada para estudiar las operaciones gubernamentales concernientes a actividades de inteligencia en Chile. 18 de diciembre de 1975.

Basada en la historia original estrenada en Chile entre 1970 y 1973, se presenta hoy una nueva versión del Paro “cívico” en Venezuela. El guion, escrito por la Central de Inteligencia Norteamericana, está inspirado en el clásico de Gene Sharpe: “de las democracias a las dictaduras”. Las adaptaciones se le atribuyen al presidente de turno de los EEUU.

Protagonizada por la Mesa de la Unidad “Democrática” (MUD), la cúpula empresarial y por la oposición política que siempre ha representado un papel antidemocrático, esta nueva versión, pretende superar el rotundo fracaso de la entonces puesta en escena en 2002.

Con el auspicio y el financiamiento de los grandes capitales transnacionales, esta adaptación intenta nuevamente derrocar al gobierno democrático y constitucional de Venezuela a través de la paralización de la economía.

Lo que caracteriza esta nueva versión, a diferencia de la de 2003, es que aunque también es patronal y obligada, intentan una paralización ya no mediante el sabotaje de la empresa petrolera y la privación de la gasolina a los transportistas (ahora y desde 2003, PDVSA es del pueblo) sino impidiendo la movilización de personas y de bienes; colocan obstáculos en las calles y promueven actos de violencia, los cuales al mejor estilo cinematográfico estadounidense están llenos de efectos especiales: incluyen explosiones, incendios, violencia, armas, terror, fuego, y hasta héroes enmascarados con capas y escudos, a los que solo les falta volar.

Como antesala a lo que será un nuevo fracaso de este clásico que los grandes capitales ponen en escena cada vez que quieren derrocar gobiernos democráticos que transitan hacia modelos económicos igualitarios, les mostramos las imágenes y les recordamos las consecuencias de la irresponsable convocatoria de un Paro “Cívico” entre 2002 y 2003.

1.- El Producto interno bruto disminuyó 17% entre 2001 y 2003.

PARO A JURO.001

2.- La inversión privada disminuyó 79%. Pasó de ser 17% a 4% del producto interno brut

PARO A JURO.002

3.- Alrededor de 590.000 trabajadores se quedaron sin empleo entre 2001 y 2003, en su mayoría mujeres, lo que representó un aumento del 14% de la tasa de desocupación, la cual pasó de 13,3% en 2001 a 18,4% en 2003.

PARO A JURO.003

4.- La remuneración real de los trabajadores disminuyó 21%.4.

PARO A JURO.004

5.- El consumo en la economía nacional disminuyó 57%. Era 69% del PIB en 2001 y pasó a ser 30% del PIB en 2003.

PARO A JURO.005

6.- La pobreza extrema aumentó 76% entre 2001 y 2003: pasó de 14,2% a 25% de hogares. La pobreza general alcanzó niveles de 55,10%.

PARO A JURO.006

7.- La desigualdad aumentó 5% entre 2001 y 2003.

PARO A JURO.007

8.- El consumo diario de alimentos por persona disminuyó 9%, llegó a niveles de 2.236 kilocalorías, ubicándose por debajo del mínimo establecido por la FAO (2.720 kilocalorías diarias) como garantía de seguridad alimentaria.

PARO A JURO.008

9.- Las muertes por desnutrición aumentaron 38%. En 2003 fallecieron 1342 personas a causa de la desnutrición, de las cuales, 448 fueron niños menores de 1 año y 359 entre 1 y 4 años.

PARO A JURO.009

10.- Más de 22.000 hogares dejaron de enviar sus niños a las escuelas entre 2002 y 2003.

PARO A JURO.010

Hoy, 15 años después, nuevamente el pueblo patriota en unión cívico militar es protagonista. Ahora más consciente, más organizado, más empoderado y además, muy ansioso por votar y escribir la historia en la Asamblea Nacional Constituyente.

3 Comentarios en Paro “cívico” en Venezuela. Segunda edición

  1. La diferencia on el Chile de Allende, es el nivel organización y participación popular que ha alcanzado el pueblo venezolano chavista.Igualmente, el nivel de conciencia política. La intervención de Estados Unidos contra Venezuela, ha utilizado todos los recursos conocidos hasta ahora sin haber logrado un éxito definitivo. La constituyente marca un nuevo contexto de empoderamiento popular y civico militar que sera dificil de revertir en el corto o medo plazo.

  2. Post paro hay un rebote estadístico importante al reanudar las actividades. Después ese crecimiento continúa, en buena parte a un ciclo alcista de precios de petróleo. Pero me pregunto
    ¿Ese empuje económico no vino de la mano de esos empresarios que son descalificados en este artículo?
    ¿Fueron nuevos empresarios socialistas los que impulsaron ese crecimiento?

    • Ciudadano Henkel:
      La riqueza nacional la crean los trabajadores y no los dueños del capital, sea este productivo, comercial o financiero.
      Sin trabajo coertamente el movimiento del capital se paralizaria. El “capital productivo” esta compuesto por materias primas, herramientas, maquinas y nuevas tecnologias, edificios, productos semielaborados y materias auxiliares (energia, etc). En una palabra toda este capital es producto de un trabajo anterior y por eso se podria llamar “trabajo muerto”. Sin la incorporacion de “trabajo vivo”, ese capital productivo se oxidaria y destruiria por si mismo y la accion corrisiva del tiempo y la naturaleza.
      Por otra parte, tenemos el capital “comercial” que sin trabajadores las tiendas y comercios, sean pequeños o grandes, incluidos los hiper, estarian cerrados.
      Por ultimo tenemos el capital financiero constituido por el dinero en circulacion y gestionado por los bancos, regulados por los Bancos Centrales. Imaginese Sr.Henkel que estos trabajadores se pusieran en paro y dejaran sus puestos de trabajo.

      Por lo tanto el trabajo, o mejor dicho, la Fuerza de Trabajo es la creadora de la riqueza nacional, la que pone en accion todo el capital y fruto de ese trabajo apkicado al Capital hay no solo reposicion del valor del capital consumido en la produccion anual, sino ademas hay un excedente de capital, del cual los Amos de ese capital retienen una parte importante como BENEFICIOS, despues de haber abonado los SALARIOS a los trabajadores que han producido esa gean riqueza anual.

      Por lo tanto tenemos que ka riqueza la crea la Fuerza de Trabajo y el Capital siempre queda como condicion del Trabajo.

      Es evidente que eso que llama usted “Empresarios” es un término a repensar. Si usted entiende por “empresario” al dueño del capital, pues creo haberle contestado. Ahora bien, si usted llama”empresario” a los Gerentes y Directores de las Empresas, pues es verdad que estos aportan su FUERZA DE TRABAJO y por ella ya obtienen altisimos salarios, pero aun asi son como trabajadores, tambien creadores de riqueza.

      Examinado esto, conviene aclarar que hay dos bandos el toda Economia y que en Venezuela, el bando de los Dueños del Capital (privado) estan por retomar el poder del Gobierno, como sea, recurriendo incluso al Golpe de Estado, sin importarles que eso pueda conducir a una guerra civil sangrienta.
      Este bando agrupa ademas a las multinacionales extranjeras, a los Gobiernos de las grandes potencias, a todo el poder mediatico Occideltal… en suma a toda una alianza, nwoliberal e IMPERIALISTA ávida de nuevos mercados y que oara pagar su enorme DEUDA se ven obligados a hacer la guerra y saquear a los paises menos poderosos que no les obececen.

      ¿Quien queda el otro bando? Pues quedan los Trabajadores, (bando en el seguramente esta usted), los productores de la riqueza, que han logrado construir alternativas de Gobierno que les ofrecen un Mundo Mejor, donde toda esa RIQUEZA ANUAL sea mejor repartida entre los ciudadanos de la nacion.
      Amén

1 Trackbacks & Pingbacks

  1. Paro “cívico” en Venezuela. Segunda edición. Pasqualina Curcio – Con la verdad, por la paz y la justicia social

Deja un comentario

Tu email no será publicado.


*