¿Podrá la ANC abatir la inflación?

Ataques-

 

Por: Luis Enrique Gavazut Bianco

Recientemente, Luis Salas Rodríguez escribió un interesante artículo (“La Oficina de Administración de Precios de… Estados Unidos”) sobre el control de precios y cómo históricamente Estados Unidos lo utilizó durante muchos años de manera muy exitosa, lo que hablaría en favor de intentar la congelación general de precios en Venezuela para combatir la especulación desbocada de los monopolios.

En mi opinión, el control de precios parcial, incluso general, como el aplicado por Estados Unidos durante la administración Roosevelt en el siglo XX, funcionó por dos razones: 1) Existencia de un aparato productivo de bienes de consumo de valor agregado nacional, no dependiente de importaciones; y 2) Vigencia del patrón oro, por lo cual la volatilidad del tipo de cambio no tenía incidencia sobre la inflación, porque sencillamente no existía tal volatilidad, era imposible que existiera.

Aparte de otros factores expuestos detenidamente en uno de mis artículos (“Congelación de Precios”), el problema fundamental de la economía venezolana para que funcione la regulación de precios es la dependencia de importaciones y, en particular, aquellas importaciones que en estos momentos vienen siendo realizadas por el sector privado con “divisas propias”. En su informe anual a la nación, el presidente Maduro en enero de 2017 ante el TSJ ‒debido a la situación de desacato de la Asamblea Nacional‒ anunció al mundo que por primera vez en 100 años las importaciones para consumo intermedio del año 2016 fueron efectuadas con divisas del Estado en una suma de 6.000 millones de dólares y con “divisas propias” del sector privado en una suma de 11.000 millones de dólares, para un total de 17.000 millones de dólares.

Esta dependencia, no solo de la burguesía criolla, sino de la burguesía transnacional, coloca a la República contra la espada y la pared, porque ante la sola intención de regular los precios, dicha burguesía responde con la amenaza de suspensión de operaciones, el cierre de establecimientos y la paralización del flujo de importaciones.

Para una economía de puertos como la nuestra, y además con patrones de consumo imbuidos en la población en general que dependen precisamente de lo importado, la paralización de importaciones se traduce automáticamente en desabastecimiento.

Los niveles de acumulación de divisas en el extranjero por parte del sector privado venezolano son muy altos, así como su patrimonio acumulado en bolívares, razón por la cual pueden soportar un período prolongado de tiempo con las santamarías abajo, en caso de ser necesario para dar al traste con la regulación estatal de precios. De hecho, un rasgo definitorio del monopolio como fenómeno económico es precisamente la autodestrucción de capacidad productiva, porque solo induciendo escasez se pueden subir los precios.

Durante la era Chávez el país contaba con una variable fundamental para hacer viable la regulación de precios: las importaciones baratas del Estado. Cada vez que la burguesía monopolista buscaba subir los precios de manera especulativa, el presidente Chávez ordenaba la importación de grandes cantidades de mercancías a precios baratos y las distribuía entre la población a través, incluso, de las propias redes estatales de distribución que también se preocupó por ir consolidando. Fue Chávez quien creó el Ministerio de Alimentación precisamente para desempeñar ese papel.

De esa manera, las importaciones baratas del Estado eran las que lograban mantener a raya las apetencias especulativas de los monopolios transnacionales y nacionales. La capacidad del Estado para intervenir como un oferente de gran envergadura, permitía disputarle los mercados a los grandes monopolios privados, quienes se veían obligados a fijar precios en función de los precios establecidos por el Estado.

Por lo tanto, se observaba un “respeto aparente” de las regulaciones de precios y una fijación de precios no exorbitante en las mercancías no sometidas a regulación. Apenas el Estado entró en dificultades presupuestarias y financieras, producto de la disminución del ingreso petrolero, en conjunción con la estructura inelástica del gasto público (por la inversión social) y con el peso inexorable de los compromisos adquiridos de deuda externa –no susceptibles de suspensión de pagos por la amenaza de intervención militar y bloqueo tipo Cuba por parte de Estados Unidos‒ la burguesía “se soltó el moño” y dejó de respetar las regulaciones de precios, e incluso se buscó una especie de comodín para justificar permanentemente su desafuero especulativo: el dólar today (ver: “Corromper el dinero para desquiciar una sociedad: radiografía del Dólar Today”).

La falta de comprensión de este problema por parte de las autoridades competentes, creyendo que el dólar today es un “mercado negro de divisas” y que por lo tanto obedece a una lógica económica, llevó sucesiva y equivocadamente a instrumentar mecanismos cambiarios totalmente ineficaces para contenerlo, y que además han contribuido a realimentarlo y, lo que es peor, a justificarlo, principalmente el Simadi y ahora el Dicom (ver: “¿Qué puede esperarse del nuevo Dicom?” y “El gran engaño de la importación a dólar today y qué hacer”). Grave error.

En esa misma línea, e independientemente de sus intenciones, también se vendió a la opinión pública las “casas de cambio de frontera” como una especie de criptonita en contra de Superman o de corte de cabello en contra de Sansón, de lo que también advertí en su oportunidad (ver: “Casas de cambio en la frontera: revisión crítica, pronósticos y recomendaciones” y “El peliagudo tema de la venta de gasolina en pesos”), y resulta que anteayer nada más, el mítico dólar today casi supera la barrera de los 20.000 Bs./USD. Y, por supuesto, ya nadie habla de las velozmente olvidadas casas de cambio de frontera.

El Dicom no ha servido –NI SERVIRÁ‒ para amarrar el dólar today, ni para disminuir el desabastecimiento ni para abatir la inflación. Esto es un hecho objetivo verificable en las cifras y en el bolsillo del pueblo. ¿Entonces para qué sí sirve el Dicom? ¿Para qué sí sirven las casas de Italcambio en la frontera? Estimo que es un deber moral insoslayable para la Asamblea Nacional Constituyente dar respuesta a esas preguntas y tomar los correctivos que su conciencia revolucionaria les dicte.

La burguesía atacó la política económica del presidente Chávez argumentando que por culpa de las importaciones baratas del Estado, el sector productivo privado se vio afectado por esa “competencia desleal” y en consecuencia se produjo desinversión, cierre masivo de empresas y quiebra de la agricultura nacional. Lo que la burguesía no dice es que la huelga de inversión del sector privado es más vieja que María Castaña en Venezuela, muchísimo más que la Revolución Bolivariana, ni que nuestra producción agrícola siempre ha sido deficitaria desde que optamos por la explotación petrolera hace más de cien años. Tampoco se menciona para nada la forma salvaje como penetran los monopolios privados en nuestra economía y llevan a la quiebra a muchísimas empresas pequeñas y medianas. No explican cómo las transnacionales se orientan hacia la importación de todos sus insumos intermedios y cómo ello impide que se desarrollen las cadenas de valor con proveedores nacionales. Tampoco explican ‒como en cambio sí lo hacen los libros de texto de economía ortodoxos y heterodoxos‒ que el monopolio es la principal barrera a la entrada de nuevos competidores en el mercado.

No son las importaciones baratas del Estado las que “acaban con la producción nacional”; no lo han sido en el pasado, ni tampoco lo son ahora. Los monopolios son los culpables de no desarrollar las fuerzas productivas del país. Es el sector privado el que no invierte, dado que su negocio jugoso está en parasitar el ingreso petrolero estatal, para lo cual son más que suficientes los elementales e irrisorios niveles de inversión que alguna vez hicieron en el pasado, y en su mayoría, preciso es señalarlo, con fondos y financiamiento suministrados también por el propio Estado, y que a su vez fueron cancelados, si acaso lo fueron del todo, con los ingresos provenientes de jugosos contratos celebrados, una vez más, con el Estado.

Lo mismo cabe decir de la mal llamada “enfermedad holandesa” –mito del que yo mismo fui víctima en más de una ocasión‒ según la cual las empresas privadas en Venezuela no exportan porque el bolívar está “sobrevaluado” y, por lo tanto, nuestras exportaciones “no son competitivas”. Este mito –creído a pie juntillas por más de un alto funcionario del gabinete actual‒ es tan evidente que resulta patético observar cómo el bolívar se devalúa y se devalúa y nunca logra ser “competitivo”, visto que las exportaciones del sector privado nunca ocurren; es decir, nunca se “incentivan”. Uno se pregunta: ¿hasta dónde tendrá que devaluarse el bolívar para que los desmotivados empresarios venezolanos finalmente sí se incentiven a exportar? Este es el tipo de mitología económica que más me exaspera, por su afinidad con el pensamiento mágico-religioso típico del oscurantismo, es decir, un conocimiento que no se sustenta en la evidencia objetiva, en los hechos puros y duros, sino en el Credo y el Ave María.

Igual ocurre con el mito bobo (o diseñado para bobos) y trillado de que los empresarios privados no producen en Venezuela por culpa del “control de precios”, un control que a todo evento práctico ya no existe, al menos desde el año 2013, y sin embargo no parece haber precio estratosférico alguno que permita a los bonachones y bien intencionados empresarios privados venezolanos cubrir sus “costos de producción” y obtener un “margen de ganancias competitivo” (descaradamente llamado “justo” por algunos, y así creído por más de un incauto en nuestras propias filas revolucionarias). Para detalles muy completos que pulverizan este mito, léase este otro artículo calientito de Luis Salas Rodríguez con base en estudios previos de Pasqualina Curcio: “Pedagogía del Especulado / ¿Tiene razón Schemel?”.

Y por si lo anterior fuera poco, resulta que las divisas que el Estado le da a la burguesía durante las épocas de bonanza petrolera “para que produzcan” y “para que inviertan”, se fugan al extranjero utilizando para ello múltiples mecanismos, siendo el más notorio de todos, por lo pernicioso para la formación de precios, la sobrefacturación de importaciones. Este fenómeno ha sido bien estudiado en la economía venezolana y se ha dado en conocer como fraude importador.

Algunos estudios indican que hasta 7 de cada 10 dólares entregados por el Estado para importaciones al sector privado jamás llegan a los anaqueles venezolanos. Al respecto, solo unas elementales preguntas: ¿dado que la burguesía venezolana no genera divisas con actividades de exportación, cómo es entonces que para diciembre de 2015 el Banco Mundial registra la cifra de 160 mil millones de dólares en poder de venezolanos en activos líquidos en el extranjero?, ¿de dónde sacaron esas divisas, si ellos mismos no las producen y las que les entregó el Estado eran para importar y producir en Venezuela?

Respuesta igualmente elemental: fraude importador. Deberían estar presos, en lugar de seguir saliendo por televisión a dar opiniones sesudas sobre la economía venezolana y tener incluso la desfachatez, a estas alturas del desangramiento patrimonial de la República, de hacerle exigencias y darle consejos al gobierno bolivariano.

Y es así como se entreteje el imaginario mítico en algunos de los tomadores de decisiones del gobierno, en busca de que las medidas que este adopta, lejos de ayudar al pueblo, contribuyan al enriquecimiento cada vez más obsceno de la burguesía transnacional y nacional. Este es un factor poco analizado entre quienes venimos desnudando la guerra económica desde hace ya varios años.

Me permito desenmascarar seguidamente algunas de las entelequias míticas que han sonado y siguen sonando con fuerza en las lavanderías de cerebros de la burguesía, con la esperanza de que al presentarlas esquemáticamente puedan ser mejor comprendidas por los tomadores de decisiones, en especial por los diputados recién electos de la Asamblea Nacional Constituyente.

Sigue leyendo aquí

21 Comentarios en ¿Podrá la ANC abatir la inflación?

  1. los “economistas/asesores” con sus dogmas e ineptitud tienen al Presidente metido en un laberinto y lo ataron con un nudo gordiano. si el problema de raiz es un tema de monopolios entonces porque no atacarlos, si el problema es por sobrefacturacion de las importaciones porque no atacarlo? el mismo estado se hace complice queriendo o no de la estafa.

  2. Me parece muy consistente lo que propones para la guerra económica, yo diria no solo aumento de ISLR sino también progresividad y si, eliminar ajuste por inflación…..monopsonio estatal de los bienes prioritarios con monopolio distributivo…..Cuando iba leyendo tu PDF me surgió la pregunta…..¿que hacemos con La Banca….?…..por allaaaa al final, cuando contestas la pregunta de Lenin……¿que hacer?…..en “A largo plazo” dices “avanzar hacia la plena nacionalización de La Banca”….yo se que un porcentaje apreciable del Sistema Bancario está en poder del Estado pero los privados han ganado mucho y lo han aprovechado para posicionarse internacionalmente, son de los mas fuertes opositores y me pregunto si no obstaculizarian muchas transformaciones que antepones a la nacionalización……creo que Diosdado leyó tu PDF anticipadamente y por eso propuso una duración de 2 años para la ANC, hay mucho por hacer….

  3. Por derechos de autor, me veo obligado a citar al profesor Walter Martínez, del que tomo prestada una de sus emblemáticas frases: “lo reiterativo no desgasta el concepto, lo reafirma”; esto para insistir muy resumidamente en una propuesta que he elevado a todos los niveles y de la que no me cansaré de hacerlo hasta que alguien me convenza de que es una idea descabellada y estoy equivocado o de que hay una alternativa mejor. Entre tanto prosigo sugiriendo que para acabar con este flagelo la medida más idónea es abrir las subastas del DICOM con precio base por encima de las que publica Dólartoday, así no se correspondan con la realidad, esto para eliminar el diferencial cambirio que lo estimula, complementando con una medida automática de indexación de las escalas salariales a dicha paridad para preservar el poder adquisitivo del salario, lo cual se puede sostener inyectando los Bs. capatados de las subastas al torrente monetario que requiere de mayor liquidez y emitiendo más circulante, conforme lo demande la nueva paridad por efecto de la sobrevaluación de la divisa extranjera. De esta manera, a mediano plazo tendería a desaparecer el mercado paralelo y en la praxis habría un equilibrio implícito, ya que lo que estaríamos es afectando a todos los elementos de la ecuación F(x) que representa el modelo matemático de nuestra economía por un mismo valor, donde (x) sería la paridad cambiaria.

    Esto para consideración de los expertos si pudiera servir de algo.

    Saludos, cordiales.

  4. Pienso que la Asamblea debe dedicar el 90% de su tiempo a hacer lo que no hizo la AN revolucionaria cuando podía, es producir el blindaje de las cosas ya sabidas, y a hacer menos retórica revolucionaria, producir más que discurso y centimetraje mediático.

  5. En cuestiones de economía no me considero muy ducho, pero siempre me ha saltado a mi mente, artículos leídos hace bastante tiempo donde se proponen respuestas a la crisis económica del país, tales como llevar nuestra economía al valor del dolar petrolero, o sino al valor del dolar oro. Y por lo otro siempre me he preguntado por lo soberanìsimos que somos y el dolar today nos tiene loco, porque el BCV, quien es que nos rige la moneda y los parámetros económicos, no veo que hace nada para restringir, eliminar o minimizar la aparición de ese dolar negro, que nos marca los precios aberrantes Si pueden explicarme le agradezco.

  6. Pregunto qué tan difícil sería para la economía venezolana que un dólar costará un bolívar? Es que acaso los recursos con que cuenta el país no serían aval para tal pro eficiente?

  7. La inflación en Venezuela es un fenómeno monetario, tenemos un BCV que se ha dedicado a inyectar bolívares en la economía de una manera desproporcionada, bolívares que a su vez persiguen bienes que cada vez son más escasos, como los economistas suelen decir: “el bien mas caro es aquel que no se consigue”. La política monetaria del país se encuentra subordinada a una irresponsable y expansiva política fiscal, que es justificada desde los defensores del chavismo, como la inversión social en la que se sustentan los logros de la revolución. La función primordial del BCV es preservar el valor de la moneda y mantener la estabilidad de los precios, en nuestro caso es mas que evidente el fracaso de nuestra autoridad monetaria, aun cuando se atribuye a una (imaginaria) guerra económica y un ataque imperial. Los invito a revisar en el portal web del BCV las cifras publicadas respectos a los agregados monetarios del país, ahí se puede evidenciar como ha venido creciendo la liquidez monetaria y como la velocidad con lo que lo ha hecho es verdaderamente alarmante aunado a eso y ya estando en ese apartado se puede revisar la evolución de las monedas y billetes en circulación, al contrastar estos dos apartados podremos encontrar el porqué de la escasez de efectivo que palpamos cada día en la calle y como es sencillo pronosticar una crisis de efectivo similar a la vivida el año pasado previo al irresponsable anuncio de desmonetizar el billetes de Bs. 100. Este aumento desmesurado de la liquidez monetaria es producto de los constantes aumentos de salario mínimo y penssiones, que cada vez son más frecuentes, así como a la decisión de depositar en efectivo el bono de alimentación, entre otras cosas, creyendo que así se abatirá la inflación, obteniendo un resultado completamente contrario al generar un efecto inflacionario que termina devorando esos aumentos antes que se logren materializar. Así como la errada política económica del chavismo a lo largo de sus 18 años, así como los decretos de emergencia económica prorrogados una y otra vez, la ilegítima asamblea constituyente no vendrá a acabar con la inflación, por el contrario terminara por agravarla, llevando a Venezuela a seguir rompiendo récord de inflación a nivel mundial. Por el bien de todos los venezolanos esperemos que en el mediano plazo podamos avizorar un cambio de gobierno que de al traste con las erradas practicas económicas que han empobrecido tanto al venezolano, es momento de echar al cesto de la basura a estos políticos (tanto del PSUV como de la MUD) que solo actúan en función de sus interese personales, el venezolano debe entender que el Estado debe estar conformado por servidores públicos bien formados que desempeñen la labor por la que son electos y no por populistas (como el PSUV y la MUD) que se venden como lideres mesiánicos y salvadores.

    • Tenía razón Einstein cuando puso en duda lo infinito del universo.

      ¿Hasta cuándo autoengañarse con el cuentico de la inyección de Bolívares, al punto de llegar al ridículo?, cuando sabemos que la economía en términos fácticos se maneja en función a la tasa arbitraria, desporpocionada e irracional impuesta por Dólartoday, que induce la inflación donde el gran afectado ha sido la clase trabajadora sometidas a escalas salariales establecidas en base a la paridad oficial. De esta manera, ¿cómo sostener semejante barbaridad de que la inflación se debe a la inyección de Bolívares? si la paridad implícita Bs/dólar no alcanza ni al 22% de la paridad Dólartoday; en su lugar, el gobierno se ha visto en la necesidad de emitir más dinero para tratar de corresponderse con la situación, contener esa brecha y oxigenar a las clases más desfavorecidas para que no la devore la inflación, a lo que Dólartoday responde incrementando más la tasa, como si se tratara de una burbuja infinita; la que solo pudiera ser referencia válida en Cúcuta por que se sostiene con el narcotráfico, secuestro, contrabando, abigeato, trata de personas, sicariato y pare de contar. Es más, esas falsas matrices en cuanto al aumento de liquidez se les cae cuando la contrastan con el aumento de la paridad Dólartoday.

      Esa maldición se acaba, derogando la libre convertibilidad del Bs./peso en Cúcuta y los acuerdos para transar en monedas propias entre Colombia y Venezuela, el intercambio comercial debe ser solo en divisas libremente convertibes. La otra medida es dejar “flotar libremente” la tasa DICOM hasta que supere a la tasa Dólartoday, pero indexando las escalas salariales a dicha paridad para eliminar el incentivo del diferencial cambiario.

      Buenas tardes.

  8. La economía como ciencia tiene capacidad predictiva y al ser una ciencia social requiere de modelos que recojan las características esenciales de un fenómeno para así poder estudiarlo y predecir el comportamiento de las variables asociadas a este. Los modelos son abstracciones de la realidad, ya que modelar la realidad traería dificultades innecesarias, sin embargo este método ha permitido a la economía construir un marco teórico bastante sólido. Decir que el efecto inflacionario producto de incrementos desproporcionados en la liquidez monetaria es un cuento es desconocer la teoría económica mas básica. Durante estos años de revolución se ha subestimado la ciencia económica y las consecuencias han sido desastrosas y evidentes. Dolar today no es una referencia eficiente del tipo de cambio, no es un mercado, ni responde a la oferta y la demanda, por lo tanto su resultado es distorsionado, lo mismo sucede con el tipo de cambio oficial que solo genera incentivos para el arbitraje y mercado negro de divisas. El único cuento, y aquí si es permisible denominarlo así, es el de la guerra económica y la inflación inducida, argumentos que no soportan un examen a la luz de la teoría económica, son solo teorías conspirativas que no tienen argumentos que las soporten.

    • Si el tema es por la cantidad de “dinero inorgánico” o una masa monetarea muy grande, preguntó en manos de quien esta esa cantidad de dinero o a donde va a parar? Es que acaso los trabajadores y el pueblo al que al sueldo no le alcanza para satisfacer sus necesidades básicas tiene como precionar el precio de los productos básicos para la supervivencia? Y que me dices de los artículos de lujo o no básicos, quien los presióna a que suban su el grueso de la población no tiene la cantidad de dinero para comprarlos? Sera entonces que los mismos de siempre, osea, los dueños de los medios de producción que son pocos en el país y muy concentrados serán los que tienen esa masa monetaria que logran presionar los precios a la suba? Osea que el gobierno debería aumentar aun mas los impuesto para quitarles estos bolívares de sobra que pudieran tener y resguardarlos o se debería deja morir a la mitad de la población trabajadora para que los precios no suban y ustedes vivan felices con precios bajos, tu teoría es un chantaje mafioso al estilo alcapone como son en su mayoría los empresarios venezolanos, dejemos las idiotecez y las teorías gravitatorias económicas que según no pueden existir cosas que vuelen porque la gravedad no las dejara.

  9. Una cosa es la correcta interpretación de la Teoría Económica y otra muy distinta es la manipulación de la misma con la basura mediática publicitada por pseudoeconomistas neoliberales al servicio de la derecha para favorecer a los carteles, las mafias y las transnacionales con artificios especulativos para devaluar el salario, que es lo único que se afecta, porque desde profesionales en libre ejercicio hasta el que limpia los vidrios en el semáforo indexan sus tarifas por servicios a la paridad cambiaria fáctica. Su argumento tendría validez si la paridad implicita fuese mayor a la paridad del “mercado”. Es más, le envío un link, observe la opinión de este experto en el minuto 41:42 donde indica que con todo el dinero virtual que circula en el mundo se pueden comprar todos los bienes que se ofertan y pagar por todos los servicios que se prestan hasta 19 veces, ¿entonces? ¿cómo es que la liquidez es la causa de la inflación en Venezuela y en el resto del mundo no?
    https://www.youtube.com/watch?v=kgCg1-cGJKk
    Por favor, coherencia, coherencia.

  10. No consigo argumentos que vayan mas alla de la retorica utilizada por quienes defienden un modelo fracasado. No hay evidencia empirica que sustente las teorias conspirativas bajo las que se justifica el rotundo fracaso actual. Los libros de texto son una gran fuente de conocimiento con el cual contrastar lo dicho por otras personas en videos para asi saber el alcance de estos “especialistas”

    • El Modelo fracasado es el capitalismo, dicho por ellos mismos. Si tanto presume de saber teoría, aprenda a aplicarla al contexto especulativo, cartelizado, monoexportador, rentista del modelo venezolano, es más trate de expresarlo matemáticamente para que su conocimiento tenga aplicabilidad.
      Acá le dejo más evidencia del fracaso del modelo capitalista y que termina de sepultar su manera sesgada de querer ver la realidad, a confesión de partes.
      youtube.com/watch?v=yTKjmbgIX3A …
      Buenos días.

  11. Como comentario final a este debate que se ha vuelto absolutamente estéril, creo que no hay mejor prueba del estrepitoso fracaso del modelo chavista que la precaria situación financiera de PDVSA, los invito a revisar los estados financieros que recientemente dio a conocer la estatal petrolera, donde a vuelo de pájaro se evidencia el grado de deterioro en que se encuentra la empresa petrolera, si se hace un análisis mas detallado se encontrara evidencia del grado de desidia en que se encuentra. Un aspecto que resalta en cuanto a la situación financiera de PDVSA es que sin la subvención que recibió hubiese arrojado perdidas. Como se puede afirmar que estamos antes una gestión eficiente cuando observamos estos resultados.

  12. La ANC debe incorporar un Cuerpo Permanente de Asesoría Económica, entre estos incluirse al Prof. GAVAZUT y urgéntemente analizar su planteamiento, respecto a la eliminación del IMPUESTO por INFLACIÓN, yo diría, el Aumento Progresivo del IMPUESTO SOBRE LA RENTA a las Grandes Empresas ( Aunque considero, que debe haber algun estímulo e incentivo Tributario a las Pequeñas). Opino tambien, que se debe tomar en cuenta el planteamiento del Ing. DAVID PARAVISINI, hoy Constituyentista, de Liberar grandes cantidades de DIESEL, a traves de la rápida incorporación de GAS (Conversión), y exportar el Diesel, esta medida, entre otras políticas, va a contribuir a Compensar la disminución de Divisas, como consecuencias de la BAJA de los Precios Petroleros. Otras de las políticas, para reanimar la Economia, tal como se está haciendo en IRÁN, sería, en Convenio con algunas empresas del ramo, la producción de 150.000 Vehículos, para necesidades internas y exportación. Asi mismo, aún con las diferencias, acordar un Convenio con Alimentos Polar, para Sembrar y Cosechar, 300.000 Has de Maíz Blanco, para la produción de Harina Precocida, sin menoscabo de incluir a otras empresas, en materia de Maíz Blanco y Amarillo ( este último para Alimentos Balanceados). Son elementos, que aunado a otros, deben tomarse en cuenta de manera URGÉNTE, para el Alivio y Esperanza de todos los Venezolanos

  13. Sin lugar a dudas la tarea fundamental de la ANC es rescatar la senda Revolucionaria, pero para ello es totalmente necesario identificar al enemigo quien no es más que el empresariado monopolista del País, desde mi humilde parecer en tiempos de guerra impuestas por estos actores se deben tomar iguales medidas .
    1. Nacionalizar la Banca, para que el Estado controle y vea todos los movimientos que se realizan.
    2. Prohibición de la doble cotización de nuestra moneda respecto al dólar por Colombia.
    3. Cierre total de la frontera.
    4. Transformación del sistema tributario.
    5. El Estado debe asumir la totalidad de las importaciones de alimentos priorizados. Y su distribución.
    Creo que estas acciones podrían ayudar en corto plazo con la acción criminal de los terroristas económicos.

  14. EXCELENTE ARTICULO DE LOS MAS LOGRADOS EN EL DIAGNOSTICO Y SR. ALEXANDER RIERA NO ME CANSO DE SUSCRIBIR LO QUE PROPONE COMO SOLUCION…..HOMOLOGACION DE LOS TIPOS DE CAMBIO AL DOLAR PARALELO..UN SOLO TIPO DE CAMBIO INDEXACION DE LOS SALARIOS A ESE DOLLAR SOBRE LA BASE DE UN SALARIO MINIMO (EQUIVALENTE EN BOLIVARES ) DE NO MENOS DE 200 DOLARES, Y MAS AUN, YA QUE LOS PRECIOS ESTAN FIJADOS SOBRE ESE PARAMETRO. POR SUPUESTO TODO ESO ACOMPAÑADO DE UNA REFORMA FISCAL CON IMPUESTO PROGRESIVO A MAS GANANCIA MAS TASA IMPOSITIVA. Y AL SECTOR INMOBILIARIO …CASA O APARTAMENTO DESOCUPADO PAGUE UN IMPUESTO QUE DESESTIMULE LA ESPECULACION INMOBILIARIA . ESO SOLO PARA EMPEZAR AMEN DE LAS OTRAS PROPUESTAS ARRIBA HECHAS.

Deja un comentario

Tu email no será publicado.


*