El Último Round / La política de la muerte

Por: Jessica Dos Santos Jardim

Hace unas semanas, en mi trabajo (con el Estado) nos cambiaron de seguro: de la Previsora a Pirámide.

Posteriormente, decidieron incrementar la póliza (dada la reconversión monetaria, el aumento salarial, etc.) y la cosa quedó así:

  • Cobertura: 1200 Bs Soberanos.
  • Maternidad: 600 Bs Soberanos.
  • Entrega de medicamentos por farmacia (limite mensual): 150 Bs Soberanos.
  • Gastos funerarios: 500 Bs Soberanos.

Por aquellos días, intenté cuadrar una cita médica: Ninguna bajaba de mil soberanos. Es decir, la cobertura total (anual) de mi seguro no me alcanza para cubrir ni siquiera una consulta.

A la par, los hospitales públicos de la ciudad están abarrotados de verdaderas emergencias, se encuentra en una suerte de paro parcial (por insumos, por la tabla salarial, por lo que sea y cuando sea).

Mientras que varios CDI que antes solían resolver (el Salvador Allende en Chuao o el Amelia Blanco en la Avenida Andrés Bello) se encuentra en remodelación desde hace una chorrera de meses, y otros (el Bolívar y Martí en Propatria) están pelados. Mientras que, paradójicamente, el de Fuerte Tiuna tiene de todo.

Sin embargo, lo peor llegó días después:

En las redes de 15yÚltimo decidimos hacer una encuesta para determinar cuáles productos y/o servicios se estaban cobrando únicamente en dólares (sin siquiera aceptar el cambio en Bs de acuerdo al mercado paralelo) y entre las respuestas figuraron las siguientes:

  • Consulta dermatológica en Clínicas Caracas 8$: únicamente en efectivo.
  • Un tratamiento de conducto (odontología) 100$: Efectivo o transferencia.
  • Aplicación de plasma rico en plaquetas para una artrosis de rodilla: 110 $ por cada sesión.
  • Vacunas: hepatitis 40$ y neumococo 60$.

Y pare usted de contar.

Justamente entonces, a un ser cercano le entregaron el presupuesto para una serie de quimioterapias: 6 mil dólares, parte en efectivo, parte en transferencia. Menos de 72 horas para cancelar. O el monto variaría.

Al mismo tiempo, verifique que existen seguros venezolanos que ofrecen pólizas en dólares con costos que rondan entre los $1.700 y $2.500, una opción que algunos venezolanos en el exterior le costean a sus familiares residentes en el país. Pero que, en definitiva, y como todo, es imposible para cualquier asalariado.

Unos y otros se burlan de la Constitución: “La única unidad monetaria de la República Bolivariana de Venezuela es el bolívar” (artículo 318).

Ya años atrás solían hacerlo a la hora de vender inmuebles y afines (el presidente, de hecho, lo reconoció, como si nada, días atrás durante el relanzamiento del Petro), pero hoy ocurre con absolutamente todo. Mientras tanto, ni el medio Petro de Maduro ni  los 75$ de Henri Falcón alcanzan o alcanzarían para nada.

Para ñapa, a inicio de mes, un familiar falleció: 22 mil Bs Soberanos los servicios funerarios y 14 mil Bs Soberanos la cremación… porque la parcela, solo la parcela, oscilaba entre los 300 y 600 dólares.

“Pareciera que hoy se impone la política de la muerte, por mucho que la vida insista en negarse”, pensé, mientras recordaba la frase de una de mis crónicas favoritas (aunque nada tenga que ver con este tema): “La realidad y la ficción andan abrazadas por las calles. La muerte se metió en la vida y nos tiene confundidos”

  • “Uno ve cosas desde afuera y sabe que son difíciles, pero pareciera que para conocer la dimensión exacta de su complejidad es necesario que nos toquen la piel. Hay que hacer algo, todo es un desastre”, le dije a una amiga, en medio de la paridera.
  • “Pero, si no se ha logrado controlar los precios dizque acordados de 30 productos… ¿Tú crees que harán algo con lo demás?”, me respondió.

Ahora, lo más incomprensible del asunto ocurrió en el ínterin:

“Eso ha sido así toda la vida”, “En otros países es igual o peor”, “Eso pasa por no aplicar la medicina preventiva”, “Pero el Barrio Adentro por mi casa funciona perfecto”, “Uno no puede pagar en dólares, si lo haces eres cómplice”, fueron algunas de las frases que escuche de panas chavistas que creen que estos dramas no existen, que se le debe pedir comprensión a quien ve a su padre morir por falta de plata, que el dolor se alivia porque en Argentina o en Chile también ocurren estas cosas, o que la culpa siempre es del muerto porque no se cuido o del hijo que tuvo que tragarse el llanto para ocuparse de parir unos malditos dólares.

En efecto, puede que yo no resuelva nada escribiendo esto, “quejándome de todo”, “haciéndole el juego a las matrices impuestas” (como dicen los mismos), pero estoy segura que ellos tampoco aportan un coño arremetiendo contra los jodidos, atacándolos, porque, de una u otra forma, dicen algo que se torna difícil de reconocer.

Mientras que, varios panas de oposición, no dudaron en soltar, ante todos los casos, su magistral “bien hecho, ojalá se enfermen todos, ¿no querían patria? ¿No votaron por bla bla bla bla?” y hasta aseguraron que por eso es necesario que el jalabolas que “gobierna” Puerto Rico se preste de “puente” para una intervención.

Creo que a ambos los une la misma insania mental: ¡Y, por mi, se pueden ir de largo al carajo!

Otros, espero y aspiro, que sigamos intentando cambiar las cosas o por lo menos, como mínimo: apostando a la empatía, para ver si algún día logramos que nuevamente “sea humana la humanidad”.

19 Comentarios en El Último Round / La política de la muerte

  1. Hola Jessica, me permito tutearte y me disculpo por ello, pero te sigo desde el silencio, pero no sin reflexión, ya que la crítica es lo que nos demuestra que estamos vivos.

    Te cuento una anécdota, que creo tiene que ver con lo que dices:
    Uno de estos días en la tele pasaban ls película Good Bay Lennin (no sé si lasabes haz visto) , lo cierto es que ni compañera me dice para verla y en otro momento me hubiese negado, ya que siempre he pensado que es una película que sólo busca reivindicar los valores del neoliberalismo salvaje como los únicos buenos que existen, pero esta vez, quizás arropado por un aire de desaciertos, de frustraciones ideológicas, no con mis pensamientos sino con ciertas prácticas que inunda nuestra cotidianidad; accedí.
    También para hacer otra cosa, sabes, una vaina distinta a sacar cuentas y ver si alcanza o no, para alejarme del cuento del petro y de la soberanía económica, pero creo que no fue la mejor pelicula, ya que me conecté con sus personajes de una forma que ratificó mi frustración, mi desencanto, mi decepción.

    Si viste esa peli, recordaras el cuento con la madre y el estado de coma, su posterior despertar y su encuentro con el mundo tal cual lo dejó, víctima ella de las buenas intenciones de su hijo, quien le oculta toda la verdad.

    Siento, y espero estar equivocado, que lamentablemente muchos somos esa madre y muchos otros ese hijo. Unos (las madres) vivimos los sueños de que el mundo está bien porque se cumplen algunas cosas que ideologicamente creemos, movidos un poco por la ceguera narcisa que nos hace creer que todo lo que hacemos es lo bueno; otros (los hijos) que le pintamos “pajaritos preñados” o humos de ilusión al otro para que siga enamorado de algo que no sabemos muy bien que es y que parece más que va muriendo, pero que nos da temor aceptarlo y preferimos mentir (como mecanismo de defensa) antes que aceptar que lo estamos haciendo mal y que el mundo gira y lano vida se redefine, también por un egoismo narciso más guiado por el temor que por el amor.

    Y hay unos terceros, que son los guionistas y directores de la peli, que es la gente de oposición, que cree que el cuento de mañana es bonito y eso es razón suficiente para justificar cualquier cosa, pero esos en edte momento no me interesan, a diferencia de ti que si los interpelas en tu escrito.

    Yo creo que esto es un tema de seriedad, humildad y sinceridad, muchos chavista sufrimos de arrogancia y de una mezcla de rabia con soberbia que no nos deja ver para los lados y más bien nos sirve de justificación para todo.
    Porque ese es para mi el punto de partida de todo este asunto, la práctica política de la justificación a ultranza, no importa lo que sea yo lo puedo justificar, para eso existe el arte de la argumentación.

    Que no tienes agua, es debido al niño… por cierto ya ba a ser un preadolencente.
    Que no hay luz, es debido al saboteo y robo de unos cables!
    Que no… tal cosa…, siempre habrá un tal que nos ayude a hacer la reparación psicológica y nos convierta en el hijo que vende un mundo que sólo existe en su casa y podamos siempre tener mamás contentas de vivir el sueño de libertad.

    Es triste esto qur te voy a decir, pero cuando fui funcionario, vi una práctica curiosa que llamo mi atención y fue que siempre detrás de un idealista estaba un pragmático, el primero pensaba y soñaba la venezuela socialista y el otro legitimaba la venezuela capitalista; el primero pensaba en el futuro y el segundo ejecutaba y reforzaba prácticas del pasado.
    Lo loco de este último cuento es que ambos eran “chavistas”, y tal vez me dirás que el segundo no y que el primero sí, pero creo que con esa respuesta (cosa que también creía hasta hace poco) se justifica todo y ya, se cree que el primero es bueno y el segundo malo, pero no me gustaría pensar tan dicotomicamente y matar la cosa en chavistas buenos y malos, me gustaría mas asumir que eso somos, que eso es real, que eso existe, que no se puede seguir negando, que el problema es querer negar lo que está en la calle, lo que pasa, lo que se impone, lo que existe.

    En fin, querida Jessica, creo que no fue una buena decisión o si, no sé, escuchar a mi compañera y ver esa pelicula. Porque después de llorar un rato, llego a pensar que todo en realidad ha sido mentira, que nunca vivimos una revolución… en fin, la historia no los dirá!

    Nos vemos virtualmente en el futuro, cuidate y no decaigas que la crítica es la prueba de que estamos vivos y de que es humana la humanidad…

    • Hermano total empatia con lo que has escrito en tu comentario. No te imaginas la coincidencia de la experiencia que mencionas. Ahora se que no estoy solo en este laberinto. Y a Jessica también le pido lo que tu, que siga en su critica tan creativa y creadora.

    • Yo también permito que me tutees.
      Muchas gracias por animarte a comentar, recibo tus palabras con extrema comprensión.
      Varias veces me habían hablado de esa película. Sin embargo, me animé a verla fue este fin de semana, después de leerte por acá. De todo, siempre habrá que rescatar.
      Gracias otra vez.
      Saludos,

  2. Cordial saludo. Concidero que sus bases ideológicas eran tan débiles que una simple película basto para hacerlo cambiar de ideología. Sin embargo siga adelante que la lucha es larga por no decir eterna

    • Saludos Gabriel, espero estes bien! Afirmas algo muy dificil, ya que mis bases ideologicas estan intactas. Ojala una simple pelicula me hubiese hecho cambiar de ideología y no la cantidad de cosas mal hechas que veo, al menos fuera hoy un hombre felíz, al menos dijera tenía una postura ideológica errada y con un buen soporte de alienación me montaría a hacer todo en lo que no creo, gracias a una simple película.
      Creo que no quedo claro que eso fue una anecdota para pensar críticamente en los procesos y darme cuenta, querido gabriel, que no importa que tan fuerte o tan debil puedan ser mis bases ideologicas hay cosas que no puedo justicar simplemente por temor a sonar politicamente incorrecto.
      Tengo mis bases ideologicas claritas, creo que a otros, bien arriba por cierto, si las tenían bien debiles que se las hizo cambiar una cosa mas inanimada que mi película, un trozo de papel verde!

  3. Será que llegó el final y no queremos aceptarlo? La ilusión y sonrisa que generó en todos ( o casi todos) los anuncios económicos, el nuevo sueldo, la reconversión, fue solo eso, una ilusión, que duro ha sido este despertar y darnos cuenta que no hay salida. Todo acabó. Se lo llevó quien lo trajo, literalmente… por cierto, otra ilusión perdida fue el nombramiento de Diosdado en la ANC… más pena que gloria

  4. Raul asume con dignidad tu debilidad, la lucha es larga y llena de ataques por lo cuatro costado, o es que no los ves , no hay saboteo y conspiracion hasta involuntario por los mismos venezolanos de apie con la excusa de rebuscarse para sobrevivir,, no es necesario salir de venezuela para ver el comportamiento de otras culturas delante do los desastres naturales de sus paises,,,, ahora dime en venezuela ocurre todo el desastre en forma natural,,, pregunto…… si el presidente de norte america en forma publica declara publicamente que no se descarta ninguna opcion contra venezuela,,,, que habra detras cuales movimientos han ejercidos para hacer precion,,,, en la vida resolver los asuntos pin pun pam nunca dan resultados en politica menos amigo.

    • Claro amigo, si de asumir debilidades se trata las asumo, no tengo ningún problema con eso, lo que da pie entonces a que como gobierno asumamos las debilidades, asumamos los errores, asumamos que si estamos en guerra tenemos que prepararnos para ello y lo menos que veo es eso, preparación, planificación, estrategia… ojala tenga usted razón y las cosas se resuelvan con empezar asumir con dignidad, al menos seria un comienzo.

    • ¿En dónde es esa consulta privada?
      ¿Cuál es su especialidad?
      ¿Cuándo lo encuentro en los Magallanes?
      Deje sus datos… así colabora conmigo y con cualquier lector de 15yÚltimo que lo pueda necesitar.

  5. Gabriel1982: si la realidad no te hace revisar tu “ideología”, entonces es que estás enfermo…esta realidad ya fue demostrada por sujetos como Stalin y sus millones de muertos, si no lees o no te informas o es monumental tu “soberbia ideológica”, entonces o eres un tarifado o eres un madurista jalabolas …

  6. El peo es hediondo y sonoro. Poco opino y menos critico, xq no tengo respuestas. Pareciera que la pata de USA nos va a matar. Si a eso unimos los corruptos , chavistas disfrazados, se ve mas reducida la salida ; lo peor, muere la revolucion y no hay tabla de salvacion. Aunque no lo quiera , soy pesismista.

  7. Saludos cordiales Dra.
    No tengo el gusto de conocerla . Algo pendiente. Comparto su critica porque es real y por demás verdadera. Pero me niego a ser completamente pesimista. No estoy ciego ni sordo, ni loco (creo que todavía no) pero me gustaría compartir la posición de Carola Chavez en su articulo “La razón de la alegría”: «El arte de nuestros enemigos es desmoralizar, entristecer a los pueblos. Los pueblos deprimidos no vencen. Por eso venimos a combatir por el país alegremente. Nada grande se puede hacer con la tristeza» Arturo Jauretchec.
    Hasta la próxima

    • Saludos, Milton. Yo no me considero “completamente pesimista”, ni le pido a nadie que lo sea.
      Yo solo relato hechos.
      Sobre la cita, es linda esa posición, y es, generalmente, mi postura ante la vida.
      Pero diría dos cositas:
      1- Pensar así no nos hace inmunes (24 horas, 7 días a la semana) a la tristeza, menos cuando la enfermedad aqueja o la muerte se lleva a un ser querido en medio de un panorama de profunda desidia. Estar triste, de vez en cuando, de cuando en vez, tampoco es un delito.
      2- A veces lo que nos desmoraliza no radica únicamente en la postura o accionar del enemigo, sino también (y especialmente) en la reacción de las propias filas.
      Igual, te mando, alegremente, un fuerte abrazo. Saludos.

  8. Me llama la atención que entre tantos comentarios nadie diga nada sobre que el estado esté pagando a aseguradoras y clínicas privadas la sanidad de sus trabajadores. Algo que ya sucedía con Chávez y continua sucediendo con Maduro, quizás si todo ese dinero que se ha dedicado históricamente en revolución a pagar seguros privados se hubiese destinado a mantener y mejorar la sanidad pública hoy en día se encontrarían en muchísima mejor condición hospitales, Barrio Adentro y CDI. Mientras tanto los que se dicen chavistas y socialistas siguen exigiendo su seguro privado (igual pasa con el tema de la educación). Yo entiendo que hoy en día la situación está muy difícil y que en casos de salud uno acude a donde sea necesario y poco le importa si es público o privado, pero me parece realmente vergonzoso que un gobierno que se dice socialista financie la sanidad privada. La sanidad es (o debe ser) un derecho gratuito universal, al que todos podemos acceder por igual sin ningún tipo de distinción, lo mismo q ocurre con la educación. Y para lograrlo el primer paso es dejar de destinar millones de los presupuestos a seguros privados e invertirlos en la sanidad pública, más aún cuando se dan casos tan ridículos como los montos que cubren en trabajos como el de la articulista, para qué se paga a esa aseguradora si los costos no cubren ni una sola consulta???? me parece una burla sinceramente.

  9. Jessica acertado comentario yo tambien lo vivi con mi papa q falleció y parece q la unica solución q ve el venezolano es mandar un familiar al extranjero para q su familia pueda sobrevivir con las remesas, no hay unidad en el pais todos viven en una selva de cemento q no le importa hacer daño a muchas personas solo para poder sobrevivir, de verdad q maduro no tiene equipo los organismo de seguridad tienen una doble cara, en la guatimbas la guardia y la policia resistían el ataque de los terroristas porque habían cámaras q firmaban en la escena pero como no hay cámaras para ver si ellos supervinzan los negocios o la frontera donde saquean el pais ellos se hacen la vista gorda o peor aun son cómplices por algo Uribe y trump le hacen llamado a la fuerzas armadas para q den un golpe de estados a maduro porque saben q hay muchos desgraciados agazapado esperando el momento para quitarse la careta

Deja un comentario

Tu email no será publicado.


*